El calentamiento perfecto antes de la salida del álbum conjunto.