''El 10 es solo un número. No me miro la espalda cuando juego''. Con esta frase de Riquelme, que también sirve para acompañar a