Rockstar está poniendo mucha atención en crear un juego 'culturalmente sensible'.

Así lo ha comunicado Jason Schreier en Twitter.