Se estrenará el 26 de noviembre de este año, si todo el revuelo generado lo permite.

En una época (principios de los 80) en la que el SIDA era tratado de plaga divina, castigo de dioses y apestados y repudiados