A través de un polémico videoclip repleto de simbología religiosa, Iggy Azalea convierte en imágenes su último single junto a Quavo. Esta dirección de